¿Por qué ser una Pyme incluyente?

En Pyme
Noviembre 18, 2016
0 Comentarios

discapcidad

“La inclusión de personas con capacidades diferentes en las empresas es una tendencia que poco a poco ha venido evolucionando.

Introducción

Las tendencias en lo que respecta al capital humano son cada días más exigentes. Se requiere personal capacitado y competente, multifuncional; sin embargo, es imperante reconocer que existe un segmento que requiere se le apoye y se le integre al campo laboral. La inclusión de personas con capacidades diferentes es un tema que preocupa al contexto empresarial, así como a la autoridad, por ello es necesario analizar cuáles son las tendencias en materia de inclusión laboral y los beneficios que se pueden obtener al ocupar personas con estas características.

El factor humano

Es un elemento de vital importancia para el funcionamiento organizacional. El contexto empresarial en mayor medida demanda personas competentes para los puestos que ofertan; sin embargo, es una realidad que hay una brecha muy extensa de desigualdad laboral, es decir, hay una gran falta de oportunidades para personas con capacidades diferentes ocasionando que se genere discriminación hacia este segmento.

Bajo esta dinámica, las tendencias empresariales se ven en la necesidad de migrar hacia nuevos contextos y romper paradigmas en lo que respecta al recurso humano, considerando que la mayoría de las organizaciones en México trabajan bajo un esquema de empresa socialmente responsable (ESR) y donde la igualdad de los derechos laborales se hace cada vez más exigente, en este sentido, el contratar a personas que presentan estas características otorga la oportunidad de sentirse productivas y que aunado a ello cuenten con un ingreso que les permita cubrir sus necesidades.

No obstante, es una realidad que en nuestro país se presenta una serie de barreras que impiden mentalmente a los empresarios contratar a estas personas, esto a causa de la desinformación que tienen, pero que representan un gran potencial para las entidades. Bajo estos escenarios se hace necesario cuestionarse: ¿por qué contratar personal con capacidades diferentes?, ¿por qué volverse una Pyme incluyente? Para dar respuesta a estas interrogantes partiremos argumentando que las personas con capacidades diferentes representan una oportunidad de talento que actualmente no es aprovechada, normalmente este capital humano suele ser muy comprometido con las actividades que desarrollan, lo que permite que alcancen niveles de productividad altos.

Convertirse en una Pyme que integre a su plantilla laboral personal con capacidades diferentes logra establecer una nueva cultura laboral, la percepción de los colaboradores cambia y la imagen institucional se torna más positiva.

El gobierno, en apoyo a las empresas que adquieren estos compromisos, beneficia con algunos incentivos, por ejemplo, la deducción de ingresos por un monto equivalente al 100% del impuesto sobre la renta (ISR), esto de conformidad con el artículo 186 de la Ley del Impuesto sobre la Renta (LISR).

También es importante señalar que es necesario invertir en las instalaciones y adaptarlas para que puedan tener comodidad a la hora de realizar sus actividades, considerando esto, la autoridad permite la deducibilidad de 100% de las adaptaciones que la empresa lleve a cabo según el artículo 34, fracción XII, de la LISR.

Otros beneficios que los empresarios obtienen al contratar personal con estas características son la orientación laboral, capacitación, acciones de vinculación, entre otras.

Estas son algunas de las razones que se tienen para integrar personas que presentan estas características y que lejos de representar un gasto se convierte en una inversión rentable.

Conclusión

La desigualdad laboral es un tema que día a día permea en gran medida hacia la sociedad, por ello, diversos organismos buscan disminuir esta problemática a través de programas que ayuden a la igual de los derechos laborales.

La inclusión de personas con capacidades diferentes es una tendencia que poco a poco ha venido evolucionando y que ha permitido en los últimos años la contratación de un número considerable de personas discapacitadas.

El gobierno implementa estrategias fiscales con el objeto de motivar al gremio empresarial y que contraten a este segmento; sin embargo, la cultura marca como antecedente que se visualiza a este grupo de personas con muchas limitantes que impiden del cumplimiento de las tareas.

Es necesario empezar a romper viejos paradigmas y visualizar qué beneficios se pueden obtener al invertir en programas de inclusión laboral, con ello ganarás capital humano fiel, productivo, reducción de la rotación de personal, reducción de costos, una cultura laboral positiva y mejoramiento de la imagen institucional aunado a los beneficios que el gobierno otorga.

Dra. Justiniana Gutiérrez Lagunes

jusgut@hotmail.com



Para comentar este artículo debes de adquirir una suscripción anual a este sitio.
Si ya cuentas con acceso a este sitio ingresa aquí
epaf_logo

Suscríbete a nuestro boletín!!

Registre su Correo Electrónico para Recibir Notificaciones de las diversas actualizaciones

You have Successfully Subscribed!